Fernando Rodríguez Salas: Pinturas para indagar lo que se esconde bajo la superficie

Al igual que conocer a una persona no se hace de inmediato sino que requiere un tiempo para comprender sus secretos más ocultos, las obras de Fernando Rodríguez Salas “necesitan que alguien las destape pues están adheridas a capas y capas de ambigüedad e incertidumbre”.

Continuar leyendo «Fernando Rodríguez Salas: Pinturas para indagar lo que se esconde bajo la superficie»

Cueva de guanches

Siempre es agradable salir de viaje y encontrarte con algo que te recuerde tu lugar de origen. En esta oportunidad paseando por el museo nacional centro de arte Reina Sofía, hice mi recorrido por la colección del mismo, visitar a Picasso y a Dali es mas que obligatorio.

Aqui es donde encontre esta sorpresa agradable, Oscar Dominguez pintor surrealista tinerfeño perteneciente a la generación del 27, nacido en San Cristobal de La laguna, Santa Cruz de Tenerife el 6 de Enero de 1906, muere en Paris, Francia el 31 de Diciembre de 1957.

Cueva de guanches

  • Fecha:  1935
  • Técnica: Óleo sobre lienzo
  • Dimensiones: 81 x 60 cm
  • Categoría:  Pintura

Esta pintura, una de las más emblemáticas de Óscar Domínguez junto a Máquina de coser electrosexual (1934), perteneció al poeta Pedro García Cabrera, cofundador de la revista Gaceta de Arte. Se trata de un óleo encuadrado en el grupo de composiciones en las que el pintor canario evoca con nostalgia su tierra natal, y entre las que también se cuentan Recuerdo de una isla o Mariposas perdidas en la montaña.
En Cueva de guanches, Domínguez parece aplicar ortodoxamente los principios del movimiento surrealista, ordenando la composición en dos bandas horizontales muy claramente delimitadas. En la zona superior, la correspondiente al mundo de lo racional, un pescador –posiblemente un autorretrato– sostiene su caña de espaldas al espectador. La parte inferior del lienzo está ocupada por seres deformes y metamórficos que representan las visiones del subconsciente. El punto de conexión entre ambos estratos mentales parece ser el abrelatas que reposa tras el pescador, mientras que el recuerdo del pasado aborigen de las Islas Canarias se adivina en la esquematizada figura esbozada a la izquierda, sobre una mancha rojiza.

Paloma Esteban Leal

Fuente: http://www.museoreinasofia.es/coleccion/obra/cueva-guanches

Luz Sánchez Aguilar: “En mis piezas existe un reflejo de mi personalidad”

Si alguien le hace honor a su nombre es Luz Sánchez Aguilar. El resplandor y el destello de las creaciones de esta prolífica diseñadora de bisutería no sólo ilumina el rostro de sus espectadoras sino también de quienes las visten, pues saben que llevan consigo una pequeña obra de arte, diminuta por tamaño pero grande en contenido artístico. Y es que no es difícil lucir con elegancia y orgullo unos pendientes con formas de frutas o globos aerostáticos si han pasado por las manos de Luz. «

Continuar leyendo «Luz Sánchez Aguilar: “En mis piezas existe un reflejo de mi personalidad”»

Antonio Rodríguez Ruiz: «El hilo y la aguja es un idioma que hay que aprender a hablarlo»

Mantener tradiciones ancestrales es sin duda un reto cada vez más cuesta arriba aunque hay quienes no cesan en su empeño. Este es el caso del tinerfeño Antonio Rodriguez Ruiz, quien nos cuenta que desde los cinco años viene afinando cada vez más sus aptitudes en la roseta y el calado, dos de las técnicas artesanales más conocidas en las Islas Canarias. Y en su caso el reto es doble, pues estas artes canarias siempre han estado ligadas a las manos de las mujeres. Como él mismo recuerda «en una ocasión estaba sentado en un stand de una feria de artesanía y se me acercó una señora para preguntarme por «la señora que hacía los trabajos». Y mi respuesta fue: «está usted hablando con ella»». Continuar leyendo «Antonio Rodríguez Ruiz: «El hilo y la aguja es un idioma que hay que aprender a hablarlo»»

Susy Kitchen y el arte de convertir lo cotidiano en extraordinario

Ilustración, pintura y escultura. En ese orden Susy se inició en lo que describe como un «maravilloso viaje» donde lo importante- vista su obra- no es el destino, sino la travesía que comenzó desde que era una niña rodeada del ambiente artístico que destilaba su padre, «un papá arquitecto y pintor». Desde entonces no ha parado de crecer. Es capaz de mostrarnos su heterogeneidad no sólo en sus creaciones y las técnicas que utiliza, también lo hace en los sentimientos que desprenden sus obras. Nos pueden parecer románticas y fuertes, alegres y melancólicas, monocromáticas y coloridas a partes iguales, legitimando lo que en principio serían sentimientos encontrados en emociones que se complementan. Continuar leyendo «Susy Kitchen y el arte de convertir lo cotidiano en extraordinario»